lunes, 12 de enero de 2015

Podemos plantea la posibilidad de votar la prohibición de la Semana Santa de Sevilla

Indignación en la capital andaluza ante la propuesta liberticida

 

     
La secretaria general de Podemos en Sevilla, Begoña Gutiérrez, ha contestado hoy a la pregunta de “si Podemos gobierna prohibirá la Semana Santa”. La dirigente de Podemos acepta la posibilidad de votar la prohibirla mediante una votación: “En Podemos todo lo decidimos los ciudadanos y los ciudadanas. Si se llegara a plantear esa cuestión, serían ellos quienes lo decidirían.”
El alcalde y las cofradías de Sevilla replican a Podemos
El presidente del Consejo General de Hermandades y Cofradías de Sevilla, Carlos Bourrellier, ha tachado de “barbaridad” las declaraciones de la dirigente de Podemos. Bourrellier se ha preguntado si Podemos plantearía también la desaparición de la Feria de Sevilla o de la Cabalgata de Reyes Magos. “Nos vamos a tener que preguntar absolutamente todo”, apostilló. A su vez, el alcalde de Sevilla, Juan Ignacio Zoido, ha dicho en relación a la Semana Santa que “no decide sobre ella ningún político”, pues es una celebración que “tiene arraigo y tradición desde hace muchos siglos en la ciudad”. La dirigente de Podemos ha querido matizar sus palabras desde su cuenta de Twitter, y lo ha hecho en un comentario en el que afirma la condición de “tradición arraigada en Sevilla” de la Semana Santa, pero a renglón seguido condiciona su existencia a “la ciudadanía así lo quiera”:
BegoPodemos @Begogv13
La Semana Santa es una tradición arraigada en Sevilla y formará siempre parte de nuestra cultura mientras la ciudadanía así lo quiera.
¿Aceptaría Podemos someter a votación que se prohibiesen sus mítines?
Hay que recordar que la libertad religiosa es un derecho fundamental y, como tal, no puede ser suprimido mediante una votación. En la Constitución Española ese derecho está amparado por el Artículo 16, que “garantiza la libertad ideológica, religiosa y de culto de los individuos y las comunidades sin más limitación, en sus manifestaciones, que la necesaria para el mantenimiento del orden público protegido por la ley.” A su vez, la Declaración Universal de los Derechos Humanos ampara ese derecho en su Artículo 18, que proclama que toda persona goza de “libertad de manifestar su religión o su creencia, individual y colectivamente, tanto en público como en privado, por la enseñanza, la práctica, el culto y la observancia.” Así pues, la pretensión de Podemos de que una votación permite violar derechos humanos mediante es una propuesta rotundamente antidemocrática. En una democracia los derechos fundamentales no se pueden suprimir ni aunque así lo exija la mayoría de la población en las urnas. De hecho, cabe preguntarse qué diría Podemos si sometiésemos a referéndum la prohibición de sus mítines y manifestaciones, que son el ejercicio de un derecho, el de manifestación, también amparado por esa Constitución y esa Declaración Universal.
Ahora se explica el miedo de Pablo Iglesias a presentarse a las Municipales
Al margen de la valoración que hagamos de semejante disparate desde un punto de vista jurídico, político y moral, lo que está claro es que Podemos acabar de tirar por la ventana sus posibilidades de gobernar en Sevilla, ciudad donde la Semana Santa goza de una popularidad enorme incluso entre los sevillanos que no son creyentes. Ahora se empieza a comprender el rechazo de Pablo Iglesias a participar con la marca de Podemos en las próximas Elecciones Municipales. El sectarismo ideológico de la extrema izquierda y su tendencia a proponer colosales majaderías que chocan con los derechos y libertades, generando polémicas que situarían a Podemos en grandes aprietos y mandarían al garete sus expectativas, es un riesgo que Iglesias conocía perfectamente. Veremos cuánto es capaz de aguantar Podemos de aquí a las próximas Elecciones Generales, y no me refiero ya a aguantar las críticas y ataques de sus enemigos, sino la propensión de sus propios dirigentes a columpiarse sobre los temas más variados.

No hay comentarios:

INDICIOS DE MANIPULACIÓN

Al proceso orquestado por los independentistas catalanes, largo en el tiempo,  hay que reconocerle algunas virtudes organizativas. Las que...