lunes, 15 de febrero de 2016

Podemos nombra portavoz de Economía al presidente de la Fundación que cobró 3,7 millones del Gobierno de Venezuela

El diputado de Podemos por Málaga y ex presidente de la Fundación CEPS Alberto Montero

Podemos nombra portavoz de Economía al presidente de la Fundación que cobró 3,7 millones del Gobierno de Venezuela

      
Alberto Montero está expedientado por la Universidad de Málaga por permitir que Errejón cobrara la beca de 1.800 euros al mes sin ir a trabajar
 
Podemos ha colocado como portavoz de Economía y presidente de la Comisión de Empleo del Congreso de los Diputados a Alberto Montero, ex presidente de la Fundación CEPS que cobró 3,7 millones de euros por elaborar supuestos informes de asesoramiento para los gobiernos venezolanos de Hugo Chávez y Nicolás Maduro.
       
Alberto Montero Soler es profesor colaborador de Economía Política en la Facultad de Derecho de la Universidad de Málaga. En este cargo, fue el director del “proyecto de investigación” que permitió a su compañero de partido Íñigo Errejón cobrar una beca de 1.800 euros al mes sin ir a trabajar.
La Universidad de Málaga abrió en diciembre de 2014 un expediente disciplinario a ambos, después de que se hicieron públicos estos hechos. Bajo la dirección de Montero, Íñigo Errejón cometió una doble irregularidad: cobró la beca sin ir a trabajar e incurrió en incompatibilidad, ya que al mismo tiempo cobró de Podemos como coordinador de su campaña electoral.
Alberto-Montero-errejon
Expediente disciplinario abierto por la Universidad de Málaga a Alberto Montero por permitir que Errejón cobrara la beca de 1.800 euros al mes sin ir a trabajar.
Desde septiembre 2009, Alberto Montero ha sido sucesivamente tesorero, vicepresidente y presidente de la Fundación CEPS, que ha cobrado 3,7 millones de euros por asesorar al Gobierno de Venezuela.
En concreto, Montero ocupó la presidencia de la entidad entre abril de 2013 y marzo de 2014. En el mismo período, el secretario del patronato de CEPS era su discípulo y compañero de partido Íñigo Errejón. También han sido miembros del patronato de la Fundación otros dirigentes de Podemos como Pablo Iglesias, Juan Carlos Monedero o Carolina Bescansa.
Tan sólo en 2013, bajo la presidencia de Alberto Montero, la Fundación CEPS tuvo unos ingresos de 775.000 euros, según sus cuentas anuales, que están firmadas personalmente por Íñigo Errejón. Más de la mitad de este dinero, el 64% procedía del Gobierno de Venezuela a través de tres convenios.
iñigo-errejon-fundacion-ceps
La firma de Errejón, estampada en las cuentas de la Fundación CEPS de 2013.
El primero de ellos, por importe de 290.000 euros, fue firmado con el Despacho de Presidencia de la República Bolivariana de Venezuela, ocupado por Hugo Chávez en aquel momento, para realizar estudios sobre “cambios, procesos y conflictos sociales, y otros trabajos de investigación relativos a la vida en sociedad”.
      
El segundo convenio, por importe de 186.000 euros, fue firmado con el Grupo de Investigación Social Siglo XXI (GISXXI) –un instituto demoscópico vinculado al régimen venezolano– para la “puesta en marcha de una unidad de investigaciones sociológicas y la emisión de encuestas cualitativas y cuantitativas”.
Y el tercer convenio, por importe de 20.000 euros, se firmó con el Banco de Venezuela, también dependiente del Gobierno de Hugo Chávez.
Otro 35,5% de los ingresos de la Fundación CEPS, 254.000 euros, procedieron de convenios firmados con otro gobierno de la órbita bolivariana, el de Ecuador. Se trata de un convenio de 196.000 euros firmado con la Cancilleria de Ecuador (Ministerio de Relaciones Exteriores y Comercio) y otro de 58.000 euros con la Secretaría Nacional de Planificación y Desarrollo de Ecuador (SENPLADES).

Dictaban a Chávez el guión del Aló Presidente

Es decir, en aquel ejercicio 2013, el 99,5% de los ingresos de la Fundación CEPS dirigida por Alberto Montero e Íñigo Errejón procedieron de los gobiernos de Venezuela y Ecuador. Sólo un 0,5% de sus ingresos procedieron de España: un convenio de 20.000 euros firmado con la Universidad de Valencia para impartir un Máster de Asistencia Electoral y Observación Electoral Internacional en el que actuaron como ponentes los principales líderes que hoy forman la dirección de Podemos.
Pese al cariz académico dado a los convenios firmados con Venezuela, lo cierto es que los miembros de la Fundación CEPS asesoraban al presidente Hugo Chávez sobre cuestiones como los mensajes que debía lanzar a la población a través de su programa Aló Presidente.
Tal como ha informado OKDIARIO, en otros informes los actuales dirigentes de Podemos propusieron a Chávez que creara un programa de “turismo revolucionario” junto a Irán y Cuba, le sugirieron crear unas milicias internacionales con la participación de jóvenes españoles e incluso le plantearon la conveniencia de aprovechar el movimiento 15M como embrión de un movimiento boliviariano en España.
El embrión de lo que luego ha sido Podemos, después de que el Gobierno de Venezuela financiara con 4,2 millones de euros a los actuales dirigentes de este partido. Una cifra que incluye los 425.000 euros que Juan Carlos Monedero cobró por un informe inexistente sobre la creación de una moneda única para los países de la órbita bolivariana.

No hay comentarios:

Carmena no apoya la equiparación salarial

  El Pleno del Ayuntamiento de Madrid ha aprobado por amplia mayoría una moción presentada por el grupo municipal del Partido Popular ...