miércoles, 25 de junio de 2014

¿Contadores inteligentes? Sí... ¡Pero, no así!

Los nuevos contadores de consumo eléctrico se está realizando de tal forma que solo beneficia a las compañías eléctricas, denuncia La Plataforma por un Nuevo Modelo Energético.
La Plataforma por un Nuevo Modelo Energético (Px1NME), la Asociación de Usuarios de Bancos, Cajas y Seguros (ADICAE), la Asociación General de Consumidores (ASGECO) y laConfederación Española de Consumidores y Usuarios (CECU) harán entrega de una carta en el Ministerio de Industria para exigir que se paralice el Plan de Sustitución de Contadores de electricidadpor aumentar el coste para los usuarios, sin suponer ningún beneficio para los mismos.
Las organizaciones firmantes denuncian que la sustitución de los antiguos contadores de consumo eléctrico por unos “nuevos e inteligentes” se está realizando de tal forma que solo beneficia a las compañías eléctricas distribuidoras, a espaldas de los consumidores. Por ello, reclaman la paralización del proceso hasta que el Gobierno escuche a los representantes de la ciudadanía y tome en cuenta sus opiniones.
El mensaje que se está transmitiendo desde el Ministerio de Industria y Energía es que los consumidores también ganan con los nuevos contadores, pero en realidad la única "mejora" es que ya no habrá lecturas estimadas, es decir, que con ellos desaparecerá un problema que había sido creado por las eléctricas para evitarse el coste de las lecturas reales. Sin embargo, los primeros consumidores que disponen de los contadores inteligentes han mostrado su malestar y rechazo a las asociaciones de consumidores. Una de las quejas principales es que, además de haberles subido el precio mensual de alquiler del contador, ahora la luz les salta inmediatamente en cuanto se alcanza la potencia fijada, lo que supone en la práctica, una bajada de la potencia contratada pero pagando lo mismo.

Por otro lado, las organizaciones firmantes quieren denunciar que se está desaprovechando el potencial de este tipo de contadores para generar un modelo de consumo eficiente y responsable.
1. Medidas en tiempo real, sólo para las eléctricas
Estos equipos tienen la capacidad potencial de recoger las medidas de consumo en tiempo real, así como de poner esta información a disposición de los usuarios incluso casi en el momento, lo que sería un gran avance para que los consumidores puedan hacer unagestión eficiente de su consumo de electricidad, objetivo clave de una política energética responsable, como señalan las Directivas de la Unión Europea. Y sin embargo, según se está llevando a cabo el proceso de sustitución, los usuarios no tienen, ni tendrán acceso a esa información (pese a ser recogida por un dispositivo pque paga el propio cliente).
2. En contra de la gestión activa de la demanda
Cuando se habla de gestión eficiente de la energía, gracias a la información de consumo en tiempo real, no sólo hablamos de reducir la dependencia de las importaciones a nivel nacional y europeo, y de contribuir a mitigar los efectos del cambio climático, también hablamos de que cada usuario podría conseguir un ahorro económico importante en el recibo de la luz, adaptando su consumo según sus observaciones, lo que se viene llamandogestión activa de la demanda. Esto sería posible y a bajo coste si cambiara el sistema de medida.
3. Sólo ahorra costes a las grandes eléctricas
Por otro lado, a quien sí beneficia la instalación de los nuevos contadores tal y como se está realizando, es a las grandes distribuidoras eléctricas, pues les sirven para no tener que enviar a nadie a los domicilios a tomar las lecturas, ni a cortar la luz.
4. La CNMC reconoce que la sustitución se está haciendo mal
Recientemente, la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) ha emitido un informe en que se reconocen deficiencias en el proceso de sustitución de contadores, señalando que habría que hacer cambios en el modelo de implantación. Y sin embargo, ni la propia CNMC, que sepamos, reclama ninguna medida concreta, ni parece adoptarla el Ministerio de Industria, institución a la que se supone que se dirigía el informe.
5. Una oportunidad perdida de 1.000 millones de euros
En definitiva, sigue adelante como si no pasara nada un gigantesco programa de renovación del parque de contadores, que puede costarnos a los consumidores más de 1.000 millones de euros, y que debería abrir la puerta a un gran potencial de beneficios para el país a lo largo de las próximas décadas en el marco de la Sociedad de la Información, pero que va a servir sólo para ahorrar costes a las eléctricas, y aumentar el grado de indignación de los ciudadanos hacia las instituciones y las grandes empresas.

No hay comentarios:

El coordinador de trasplantes del Hospital Reina Sofía Juan Carlos Robles es elegido embajador de la sanidad española

El galardón que otorga la publicación especializada Diario Médico, distingue a 25 profesionales por su trayectoria asistencial, docente, i...