martes, 17 de enero de 2012

Al banquillo


El supermegajuez, al banquillo. ¿Ya no queda ningún juez que recusar?

Si al juez Ferrín Calamita le arruinaron la vida por retrasar unos meses una adopción por parte de dos lesbianas y al juez Guerrero, de Sevilla, tres cuartos de lo mismo por unas horas en el régimen de visitas de un menor, ¿Qué habría que hacer con el supermegajuez? ¿Y con sus amigos Bermejo, Conde, Rubalcaba, Caamaño, Zapatero y J.A. González?
¿Deben irse de rositas los que han arruinado España?


  

                        

            

No hay comentarios:

El coordinador de trasplantes del Hospital Reina Sofía Juan Carlos Robles es elegido embajador de la sanidad española

El galardón que otorga la publicación especializada Diario Médico, distingue a 25 profesionales por su trayectoria asistencial, docente, i...