viernes, 23 de diciembre de 2011

La prensa de izquierda y la paridad

La prensa de izquierdas ha acogido el gobierno de Rajoy con una crítica casi unánime: su falta de paridad. Lo curioso es comprobar como los que reclaman la paridad la practican muy poco. Tal es el caso de Público: ha acusado a Rajoy de “despreciar” la paridad mientras en su plantilla se ve a 38 hombres y 6 mujeres: un 13,6% de representantes del sexo femenino frente al 28,5% del gobierno. Es decir, que en el gobierno la proporción de mujeres es más del doble que en el diario Público, pero es éste quien da lecciones de paridad.
Hay que señalar, además, que el director, el subdirector y el director general de público son hombres, igual que los cinco miembros del equipo de gestión, el director de arte, el jefe de opinión, el director comercial, el responsable de relaciones institucionales, los únicos dos delegados territoriales de Público (en Cataluña y Andalucía), el redactor jefe y el jefe de sección de la edición digital y 9 de los 12 responsables de área. Curiosa idea de la paridad, ¿no?
En El País ocurre otro tanto. Ayer en el blog Mujeres de ese diario Gabriela Cañas reclamaba “alguna explicación” a Rajoy y se preguntaba: “¿Qué tienen las mujeres que les impida acceder a esos puestos?”. El País no incluye ninguna página con su plantilla. No obstante, si Gabriela Cañas desea lamentar la falta de igualdad no tiene que irse hasta La Moncloa: en el Consejo de administración de PRISA se sientan 17 hombres y sólo una mujer, es decir, el 5,5% del total. No es un caso único en la empresa propietaria de El País: en el Equipo directivo de PRISA se sientan 14 hombres y sólo una mujer, el 6,6% del total.
En 20 Minutos, Arsenio Escolar dice: “El nuevo Gobierno es masculino, demasiado masculino. Sólo habrá 4 mujeres entre las 14 personas que se sentarán en el Consejo de Ministros.” De los diarios de izquierdas que señalo en esta entrada, este gratuito es el más equilibrado en lo que respecta al reparto por sexos su plantilla: 30 hombres y 17 mujeres, siendo ellas el 36,1% del total. No llega a superar en 8 puntos la proporción de mujeres en el gobierno, pero la cifra dista bastante del concepto de paridad que se predica desde los citados medios.
Yo creo que el concepto de paridad que defienden esos medios responde a un afán de ajustar la sociedad a unos moldes ideológicos que a menudo se alejan de la realidad. Las mujeres no pueden ser tratadas como una cuota: se las debe valorar por sus méritos, igual que a los hombres. Si eso supone que haya una mayor proporción de mujeres en tal o cual sitio, pues han de tener más presencia, y lo mismo es aplicable a los varones. Lo que no es muy coherente es predicar la paridad, e incluso exigírsela a otros, pero no practicarla.

No hay comentarios:

Los mozos ya no son nuestros

Si los mozos de escuadra aplican la ley contra los manifestantes de la CUP, son «la policía militarizada» por el 155.   Si nos hubiera...